Archivo de la etiqueta: tratamientos

Cómo aporta la medicina nuclear en el tratamiento de cánceres

Uno de los campos más avanzados en el desarrollo de la investigación en salud es la medicina nuclear. En esta especialidad se destaca el uso por parte de los profesionales de radiaciones ionizantes para el diagnóstico y tratamiento de ciertas enfermedades, por medio de los isótopos radiactivos que emiten.

IMG_8170En ese sentido, los estudios relacionados a la medicina nuclear entregan la posibilidad de ayudar a los doctores a detectar tumores y ver el avance que el cáncer tiene en el cuerpo del paciente o cuando éste se ha propagado. Al mismo tiempo, el diagnóstico por medios nucleares permite medir la efectividad que los tratamientos oncológicos tienen sobre la enfermedad.

En su uso, la medicina nuclear no causa dolor en la persona a la que se va a diagnosticar, y por lo general se transforman en tratamientos ambulatorios, en los que no se requiere hospitalización.

Tipos de especialidades en la medicina nuclear
En la medicina nuclear existen distintas especialidades, que van variando de acuerdo a las necesidades de imágenes que el médico tratante esté requiriendo en el momento.

Entre los estudios que comúnmente se utilizan para los tratamientos de cáncer se encuentran:

- Las gammagrafías óseas

- Las tomografías por emisión de positrones (PET, por sus siglas en inglés)

- La gammagrafía tiroidea

- Las exploraciones MUGA (ventriculografía nuclear)

- Las gammagrafías con galio

La medicina nuclear crea imágenes utilizando los principios que rigen la química del cuerpo (como por ejemplo el metabolismo), lo que la diferencia de la imagenología común, que realiza sus diagnósticos por medio de la anatomía y la estructura.

Al momento de ejecutar un diagnóstico de medicina nuclear, los médicos utilizan ciertas sustancias líquidas denominadas radionúclidos (que también son conocidos como marcadores o radiofármacos), que son los que liberan niveles bajos de radiación para formar las imágenes.

¿Para qué se realiza la cirugía bariátrica?

La cirugía bariátrica es como comúnmente se denomina a una serie de procedimientos quirúrgicos en medicina, que son utilizados para el tratamiento de la obesidad. Ésta es una alternativa válida para aquellos casos en que el paciente no ha logrado reducir su peso hasta niveles saludables por medios de métodos no quirúrgicos.

8Este procedimiento se centra en la búsqueda por disminuir el aporte energético al que tiene acceso el cliente, donde existe un desequilibrio que está generando la formación de grasa corporal. A su vez, la cirugía bariátrica pretende que se estimule en el cuerpo el consumo de los depósitos de grasa que ya se encuentran acumuladas.

En este proceso son dos las vías que se toman: restringir o disminuir de manera física la cantidad de alimento ingerido, por medio de la regulación del consumo de comida y el apetito; y en segundo lugar, modificando la forma en cómo el organismo absorbe los nutrientes.

El objetivo de las cirugías bariátricas es reducir las posibilidades de muerte asociadas a la condición de obesidad del paciente, disminuir la comorbilidad asociada y, lo más importante, mejorar la calidad de vida de quienes se encuentran en ese estado.

Indicaciones de la cirugía bariátrica
La indicación de este tratamiento es primordial para los pacientes de obesidad que han seguido anteriormente un tratamiento médico en el que se consideren dietas, ejercicios, medicamentos y tratamiento psicológico, y que no ha dado resultado para que la persona disminuya su masa corporal.

Las publicaciones médicas al respecto reafirman la evidencia de que la única posibilidad de tratamiento para la obesidad mórbida es la cirugía bariátrica, esto siempre y cuando el tratamiento sea implementado por un equipo médico competente.

Las contraindicaciones existentes están dirigidas a los pacientes menores de 13 años y mayores de 65 años, aquellos que presenten alto riesgo anestésico con problemas respiratorios y aquellos que padecen obesidad de origen congénito.

Problemas articulares más comunes en adultos

El paso del tiempo y el envejecimiento afectan de particular manera la fisiología de nuestro cuerpo. Por lo tanto, no es raro notar que a mayor edad existan cambios en la postura y la forma en cómo una persona se desplaza mientras camina.

2En esto las articulaciones juegan un papel importante. Hay que entender que el esqueleto es el encargado de apoyar y dar estructura a todos los órganos y componentes del cuerpo, el que se encuentra integrado por las articulaciones, que nos permiten tener movilidad.  En la articulación los huesos están conectados pero nunca se tocan; entre ellos existen los cartílagos, la membrana sinovial y el líquido, que amortigua los movimientos.

El envejecimiento y otros factores como el sobrepeso, falta de nutrientes esenciales, una vida poco activa o la genética puede incidir en que recurrentemente aparezcan enfermedades críticas para la tercera edad.

Enfermedades más comunes en la adultez
Entre las afecciones más comunes se encuentra la osteoporosis, un cuadro que se caracteriza por la disminución de la masa ósea junto con el deterioro de la micro arquitectura de los huesos. Esto termina debilitando las extremidades, aumentando el riesgo de una fractura.

La osteoartritis también es común en la tercera edad. Esta enfermedad afecta a las articulaciones, principalmente al cartílago que las integra. La osteoartritis hace que su capa superior se rompa, haciendo que se desgate y generando dolor por la fricción entre los huesos.

El paso de la edad también afecta a los reflejos de las personas mayores, que se convierten en pacientes en los que disminuye la velocidad de reacción. ¿Por qué? Principalmente por el cambio que el envejecimiento provoca en músculos y tendones, lo que representa una pérdida del reflejo rotuliano o reflejo aquíleo.

En el diagnóstico de esta mayor incidencia de cuadros en la tercera edad se recurre a la radiología, en su especialización musculo esquelética, que se dedica a la atención de trastornos en el aparato locomotor.

Síntomas y tratamiento del colon irritable

El síndrome del colon  irritable es un trastorno gastrointestinal caracterizado por dolor abdominal y alteraciones del tránsito intestinal, sin que haya ninguna causa orgánica identificable.

A pesar de presentar signos y síntomas que pueden ser bastante incómodos, el síndrome del colon irritable no provoca inflamaciones o lesiones en el intestino ni aumenta el riesgo de cáncer intestinal.

Sin embargo, es muy importante acudir a la coloproctología en caso de sospecha de la enfermedad.

Síntomas del colon irritable 

infeccion_urinaria

Los signos y síntomas del síndrome del colon irritable pueden variar mucho de persona a persona y son a menudo similares a los síntomas de otras enfermedades. Los más comunes son:

  • Dolor abdominal o cólicos
  • Sensación de hinchazón
  • Gases
  • Diarrea o el estreñimiento – a veces alternando las crisis entre los  dos problemas
  • Muco en las heces

En la mayoría de los pacientes con cuadros leves de la enfermedad, los signos y síntomas pueden ser fácilmente controlados con cambios en el estilo de vida y la dieta.

Es importante que el paciente aprenda a reconocer qué tipos de alimentos desencadenan la crisis, para que pueda evitarlos. La reducción del estrés también es un factor vital en el tratamiento, pero esto no siempre es muy fácil de implementar.

Ejercicio físico regular e ingestión frecuente de agua, este último principalmente en aquellos con diarrea frecuente, también son importantes.

Remedios para el síndrome del intestino irritable

En los pacientes con la síndrome moderada a grave, cuyos síntomas interfieren en la calidad de vida, el tratamiento medicamentoso suele ser necesario. En este caso, una consulta con un médico especializado en coloproctología es esencial.

Los pacientes en los que la diarrea es el síntoma predominante, antidiarreicos, como la loperamida (Imosec) pueden ser útiles. Si el cólico es el principal síntoma, los antiespasmódicos, como la escopolamina (Buscopan) ayudan. En los pacientes con estreñimiento, laxantes suelen ser necesarios para regularizar el tránsito intestinal.

Los antidepresivos pueden ser útiles en pacientes con depresión o altos niveles de estrés, lo que sabemos ser un factor de agravación de los síntomas del síndrome del colon irritable.

Una nueva molécula descubierta demuestra la efectividad de la cirugía bariátrica

48El descubrimiento de una molécula relacionada con la mayor inflamación y el desarrollo de comorbilidades (entre ellas la diabetes, la hipertensión y enfermedades cardiovasculares) podría demostrar en concreto la efectividad que la cirugía bariátrica tiene en el control de la obesidad.

Lo anterior es posible gracias a un estudio realizado por especialistas de la Clínica Universidad de Navarra, quienes descubrieron que las personas que presentan obesidad tienen una mayor concentración de Interleuquina-32, que justamente es la molécula relacionada con las enfermedades relacionadas a la presencia de diabetes y obesidad.

Los investigadores basaron su trabajo en base a la premisa de que aquellas personas que sufrían de una obesidad severa y que luego eran sometidas a una cirugía bariátrica, lograban mejorar notablemente su estado de salud. Además, estos pacientes pudieron reducir sustancialmente las enfermedades que acarreaban producto del sobrepeso. El alcance que las cirugías bariátricas tienen fue lo que los llevó a realizar un estudio a nivel molecular del caso.

En busca de la molécula perdida
En el estudio participaron noventa personas, que correspondían a pacientes que estaban calificados entre delgados y obesos. Esta última categoría se distinguieron a aquellos que mantenían índices glicémicos normales y los que sufrían de diabetes.

En la muestra, los especialistas se dedicaron a identificar aquellas moléculas que estaban implicadas en favorecer el proceso inflamatorio que sufren los pacientes con obesidad. Así, los resultados arrojaron la existencia de una nueva molécula (la Interleuquina-32), que se encuentra presente en la sangre y el tejido adiposo en niveles muy altos cuando la persona es muy obesa.

Este estudio, que comenzó sus primeras fases en 2015, ha permitido a los médicos corroborar los beneficios que la cirugía bariátrica, entre cuyas técnicas más reconocibles está el bypass gástrico, tiene en el tratamiento de la obesidad y las enfermedades relacionadas a esta condición.

Conociendo más sobre el tratamiento de radioterapia

47La radioterapia es uno de los tratamientos contra el cáncer más conocidos. Esta técnica emplea altas dosis de radiación, las que por su poder en el organismo son capaces de destruir las células cancerosas y reducir los tumores.

Debido al alto poder de la radiación, la medicina utiliza este tratamiento desde dos enfoques: uno de tratamiento contra el cáncer, con lo cual la enfermedad puede curarse, impedir que reaparezca o detener su crecimiento. Por otro lado está el poder paliativo, donde la radioterapia permite tratar el dolor y los problemas causados por el tumor. Entre estos síntomas están la dificultad para respirar o la falta de control del paciente de los intestinos y la vejiga

El poder de destrucción de las células no es inmediato, lo que obliga a que el tratamiento deba ser extendido durante días o semanas antes de que se pueda detectar que las células del cáncer empiecen a morir. Tras esto, este proceso de destrucción de las células se sigue extendiendo en el tiempo durante semanas o meses.

Tipos de radioterapia
Existen dos tipos de radioterapia, que se diferencian una a la otra por la forma en que son administradas al paciente.

La primera es la radioterapia de haz externo, en la cual se utiliza una máquina que enfoca la radiación en el cáncer. Este aparato es de gran tamaño y genera una gran cantidad de ruido. Con ella no se toca al paciente, pero sí puede moverse y cincundar alrededor del paciente, permitiendo el envío de la radiación en muchas direcciones. Esta técnica es de gran efectividad cuando se requiere tratar una parte específica del cuerpo, como el pecho en el caso del cáncer del pulmón.

El otro tipo es la radioterapia interna, en la cual la fuente de radiación es introducida directamente en el cuerpo de forma líquida o sólida.

La radioterapia con fuente sólida se denomina braquiterapia, y se utilizan semillas, listones o cápsulas que se colocan en el cuerpo; mientras, la radioterapia líquida se conoce como intravenosa, y en ella la fuente de radiación se inyecta y viaja por todo el cuerpo buscando las células cancerosas.

Por qué el cáncer de pulmón es el que más vidas cobra cada año

45Durante febrero diversas entidades de salud celebran el denominado mes de la lucha mundial contra el cáncer, ya que precisamente un día especial dedicado a esta enfermedad se conmemora el 4 de febrero. Este mal se trata de un tipo de enfermedad del que sólo existen síntomas cuando el daño está muy avanzado, e incluso hay pacientes que pueden desarrollarlo sin siquiera fumar.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) señala que el cáncer pulmonar es el más letal de todos los tipos de cáncer, y cada año existen 1 millón 800 mil casos nuevos casos de personas que padecen esta enfermedad.

Las causas de por qué esta enfermedad es uno de los tipos de cáncer más mortíferos es porque justamente por sus características, el cuerpo sólo expresa síntomas y señales una vez que el estado del cáncer está muy avanzado. En este estado, según los especialistas, son pocas las posibilidades de sobrevida y buen diagnóstico.

En promedio, uno de cada cuatro diagnósticos alcanza a diagnosticarse a tiempo para alcanzar la cura mediante la cirugía quirúrgica.

¿Cuáles son los síntomas a los cuales prestar atención?
Cuando se habla de cáncer pulmonar, algunos de los síntomas visibles son la presencia de tos, expectoración de sangre, sensación de falta de aire, agitación y dolor en el pecho.

La forma en que se podría detectar precozmente este padecimiento sería un análisis anual a todos los fumadores mayores de cuarenta años que hayan consumido una cajetilla por día de cigarrillos al día como promedio durante veinte años. Esto debería realizarse con una tomografía de tórax.

El problema de esto es que no es un estudio fácil: este examen es de alta complejidad, costoso e implica una exposición a la radiación. A diferencia del cáncer de mama, que se detecta mediante un examen más sencillo y accesible, es difícil incorporar el sentido de prevención y autocuidado en los fumadores.

Estos síntomas pueden decirte si sufres de artrosis

30Sufrir de artrosis puede ser muy complicado para la movilidad y la calidad de vida de quien la padece. Esta enfermedad degenerativa provoca un daño en las articulaciones, provocado por múltiples factores como la edad, el impacto que tienen los movimientos repetitivos (como en actividades como caminatas o correr), lo que a la larga genera el desgaste del cartílago articular.

Hay que entender que los huesos en nuestro cuerpo están unidos por medio de las articulaciones, que en este caso actúan como una bisagra, lo que finalmente permite la flexibilidad y el movimiento.

La superficie ósea está revestida de cartílagos, una capa que evita el negativo impacto de la fricción, lo que se encuentra rodeado de una sustancia llamada líquido sinovial. Finalmente, todo el conjunto está complementado por tendones, músculos y ligamentos.

El paso del tiempo no es en vano en el caso de las articulaciones
La edad y los años que van pasando encima del organismo hacen que se debiliten las articulaciones. Este desgaste es el que produce deformaciones óseas o incluso desviaciones en el eje en el que se mueven las extremidades.

La artrosis suele aparecer en articulaciones de carga, sobre las que se asienta el mayor peso corporal, como la cadera y las rodillas. También puede desarrollarse en otros lugares como las manos, el dedo gordo del pie y la columna vertebral.

Entre los síntomas de esta degeneración ósea está el dolor que se siente en la articulación involucrada, que se presenta sobre todo cuando esta zona se sobre exige.

También puede aparecer la hichazón debido a la acumulación de líquido sinovial, que el cuerpo sobre produce en abundancia para evitar el roce en la articulación lesionada.

El crujido también es posible situarlo dentro de los síntomas característicos, aunque no necesariamente si hay sonido es que estemos ante la presencia de artrosis, pues este síntoma también aparece en otros cuadros.

 

Jugos ayudan a enfrentar los problemas en la tiroides

Nerviosismo, insomnio y pérdida o aumento de peso son los síntomas hipertiroidismo más comunes de cambios irregulares de la actividad de la glándula tiroides, responsable por regular el funcionamiento de órganos como el corazón, el hígado, el cerebro y los riñones.

El problema es más común en las mujeres que en los hombres, llegando incluso a niveles en que se puede dañar la fertilidad femenina y causar riesgos durante el embarazo.

Hipotiroidismo e hipertiroidismo 

El hipertiroidismo opuesto es el hipotiroidismo, que se caracteriza por el funcionamiento más lento de la tiroides, resultando en una baja o ninguna producción de hormonas.

Diferencia entre ambos
Tanto el hipotiroidismo e hipertiroidismo son enfermedades que aquejan una disfunción en la glándula tiroides. En el primer caso la glándula tiroides no genera la cantidad suficiente de hormonas tiroideas, en el hipertiroidismo es lo contrario: un exceso de la producción de esta hormona.
El caso más recurrente de hipotiroidismo es la tiroiditis de Hashimoto, y en el caso del hipertiroidismo la enfermedad de Graves. El buen funcionamiento del sistema endocrino es vital para el organismo, razón por la cual estas enfermedades tienen que ser tratadas con urgencia y restablecer lo antes posible la producción de hormonas tiroideas.
El hipotiroidismo se ve reflejado en síntomas como la retención de líquidos, somnolencia, problemas de concentración y memoria, sequedad de la piel (manos), tendencia a la depresión, visión borrosa e irritabilidad.
Los síntomas del hipertiroidismo son contrarias al hipotiroidismo: aceleración, nerviosismo, palpitaciones, ansiedad, temblores en las manos, alteraciones del sueño y pérdida de peso.

Los principales síntomas del hipotiroidismo son fatiga, depresión y aumento de peso.Algunos alimentos pueden ayudar a tratar la tiroides y normalizar el funcionamiento de la misma.

Conoce la receta de dos jugos que puede te ayudar a enfrentar los problemas en la tiroides:

1. Jugo para sanar hipotiroidismo

La receta contiene tres ingredientes especiales:

  • Algas deshidratadas y acelgas (eses ingredientes contienen yodo que ayuda a regular la tiroides)
  • Naranja
  • Durazno (es una fruta rica en minerales, lo cual es muy importante para el buen funcionamiento de la tiroides).

INGREDIENTES

1 hoja de alga seca (se venden en tiendas de alimentos naturales o en los mercados de bienes orientales)

10g de acelgas

2 naranjas

1 durazno

MODO DE PREPARACIÓN

Hidrate la alga colocándola en un vaso con un poco de agua.

Elimine el agua y deje de lado las algas hidratadas.

Preparar el jugo de naranja.

Combinar todos los ingredientes y mezclar en una licuadora.

Colar y tomar tres veces al día entre las comidas.

2. Jugo para sanar el hipertiroidismo.

Col y pera, son alimentos que contienen sustancias que inhiben la producción de hormonas las hormonas de la tiroides.

INGREDIENTES

3 hojas de col

1 pera

200 ml de agua

MODO DE PREPARARACIÓN

Batir los ingredientes en una licuadora.

Colar y tomar 3 veces al día.

IMPORTANTE

Las personas con enfermedad de la tiroides deben buscar una clínica especializada en el asunto y realizar acompañamiento con profesionales. Nada debe substituir el tratamiento clínico.

 

Radiología, un avance de la medicina

La radiología puede ser caracterizada como una rama de la medicina especialmente dedicada a  la aplicación del estudio de la tecnología de imágenes en forma de radiación y rayos X. Ese tipo de diagnóstico es muy importante en la hora de descubrir enfermedades y tratarlas con el método más adecuado.

 El responsable por realizar el proceso de captación de las imágenes, análisis e interpretación de los resultados obtenidos por los informes de emisión de rayos X y la radiación, son llamados de radiólogos.

Rayo X: diagnóstico y precisión

Los rayos X son formas de radiación, así como la luz visible, pero con gran capacidad de penetración, pudiendo atravesar el cuerpo humano y por eso, son utilizados en exámenes como tomografía computarizada, radiología convencional, mamografía, entre otros.

Utilizando los equipos y las técnicas apropiadas, los rayos X pueden producir imágenes de las estructuras internas del cuerpo para verificar enfermedades u otros problemas con precisión.

La dosis de radiación involucrada en la mayoría de los exámenes de rayos X, principalmente en técnicas digitales, es muy pequeña. Los exámenes radiográficos odontológicos emiten dosis aún menores de radiación, en comparación con los exámenes médicos en general.

En el caso de mujeres embarazadas, cuando los beneficios clínicos son mayores que el riesgo potencial de exposición a la radiación, nada impide el uso de rayos X. Con equipos modernos, buena técnica y conciencia en protección radiológica, exámenes de cabeza, pies, cuello, hombros y hasta en el pecho pueden ser efectuados con seguridad durante el embarazo.

Más información acerca de la importancia del campo de la radiología para la medicina:

La radiografía es utilizada por nuestra sociedad durante más de un siglo. Con el uso de la tecnología de imágenes, la medicina avanzó considerablemente en su capacidad de  diagnosticar y tratar condiciones que son el elemento clave en el campo de la salud recientemente.

La energía electromagnética de la radiología es capaz de producir imágenes muy visibles y fieles. De esa forma, los doctores utilizan esta tecnología para garantizar aún más la presión en el tratamiento de diversos tipos de lesiones y enfermedades de alta incidencia como el cáncer.

Tipos de radiología

La radiología está dividida en dos campos distintos: el diagnóstico y el terapéutico. Cuando se habla de la radiología de diagnóstico, nos referimos  a la medicina que tiene el objetivo de diagnosticar condiciones por medio de una variedad de diferentes imágenes. La análisis es más profundada y permite al médico observar todo el interior del cuerpo humano caso sea necesario.

La radiología terapéutica, por su vez, ayuda en el tratamiento de enfermedades en las que el sistema inmunitario ataca al propio cuerpo y especialmente en el cáncer. Las posibilidades de cura con ese método son muy positivas  y por eso, muchas de las clínicas especializadas recomiendan el tratamiento para la mejora de la salud y retomada de la calidad de vida del paciente.

Tratamientos para el cáncer de mama según la etapa

El cáncer de mama es el crecimiento descontrolado de las células mamarias y, por lo general, se origina en las células de los lobulillos, que son las glándulas productoras de leche, o en los conductos, que son las vías que transportan la leche desde los lobulillos hasta el pezón.

El cáncer de mama es uno de los más recurrentes dentro de la población femenina, pero también uno de los que tiene mejor pronóstico si es que se detecta en las primeras etapas.
A continuación, una lista con las etapas y el tratamiento más usado para combatir el cáncer de mama:

Primera etapa

cancer_mamaLa cirugía es el tratamiento principal para el cáncer de seno en etapa I. El mal puede tratarse con cirugía, con conservación del seno. En esta etapa el cáncer aún es pequeño y no se ha propagado a los ganglios linfáticos, o bien, en forma muy mínima. El tratamiento más recetado en esta fase es la cirugía con conservación del seno acompañada de radioterapia y quimioterapia. La radioterapia se administra luego de la cirugía para reducir las probabilidades de que el cáncer regrese. También se podría administrar quimioterapia para combatir tumores de gran tamaño, cuando no se pueda utilizar terapia hormonal.

Segunda etapa

En la segunda etapa los tumores son más grandes y se han propagado a algunos ganglios linfáticos adyacentes. En esta etapa será necesario examinar los ganglios linfáticos a través de una biopsia o disección del ganglio, también se aplica cirugía con conservación de seno a veces llamada tumorectomía o mastectomía parcial o mastectomía. Posterior a ello será recomendable aplicar quimioterapia y una vez terminada, los médicos evaluarán la utilidad de la radioterapia.

Tercera etapa

En esta etapa el tumor ya tiene un tamaño de 5 cm e invade tejidos cercanos como la piel o es músculo bajo la mama. En esta etapa el tratamiento suele comenzar con quimioterapia neoadyuvante para reducir el tamaño de tumor antes de la cirugía, si el tumor no se reduce, se realiza una mastectomía.

Cuarta etapa

En esta etapa el cáncer se ha propagado más allá del seno y los ganglios linfáticos cercanos hasta alcanzar otras partes del cuerpo. El tratamiento estará enfocado en ralentizar el avance y a aliviar los síntomas, ya que las posibilidades de curación son muy pocas.

La mayoría de las mujeres con cáncer de seno en etapas I, II o III se tratan con cirugía, a menudo seguida de radioterapia. Entre más extendido el cáncer de seno, más tratamiento necesitará.

Conozca el tratamiento para el cáncer de próstata

cancer_prostataEl cáncer de próstata es un mal que comienza en la glándula prostática, que es una pequeña estructura que forma parte del aparato reproductor masculino y se ubica alrededor de la uretra (conducto que transporta la orina fuera del cuerpo).

Si bien no existe una manera de evitar el cáncer de próstata, el doctor puede sospechar del padecimiento cuando realiza un tacto rectal y percibe una superficie dura e irregular, o bien cuando un hombre tiene un nivel de antígeno prostático específico alto. Ante estas situaciones, se recomienda una biopsia donde se extrae una muestra de tejido de la próstata, la que posteriormente es enviada a un análisis médico que determinará el grado de Gleason que sirve para determinar qué tan rápido se podría diseminar el cáncer, y también clasifica los tumores según su gravedad.

Forma de atacarlo

El tratamiento para acabar con el cáncer de próstata depende del puntaje de Gleason y de la salud del paciente.

En los casos cuando el cáncer no se ha propagado fuera de la glándula prostática, se procede a una cirugía de prostatectomía radical, o radioterapia.

Si el cáncer se ha diseminado, la forma de tratarlo será la hormonoterapia que sirve para reducir los niveles de testosterona y es de mucha utilidad para todos los pacientes, excepto para los que padecen este cáncer en las primeras etapas.

En el caso de que el cáncer se disemine incluso después de realizar la hormonoterapia, radiación o cirugías, el tratamiento  se complementará con quimioterapia o inmunoterapia.

Es muy frecuente que estos tratamientos afecten el desempeño sexual y la líbido de los varones, así como también los problemas con el control urinario, sobre todo después de la radioterapia o cirugía.

Luego de los tratamientos para atacar este tipo de cáncer, el médico controlará al paciente  cada tres meses con exámenes de sangre del antígeno prostático específico para vigilar que no se disemine y que el paciente se encuentre sano.

¿Para qué sirven las vacunas?

VacunasLas vacunas son un método de defensa muy efectivo para muchas enfermedades, porque refuerzan el sistema inmune, previniendo graves males que podrían llegar a ser mortales.

Las vacunas son las encargadas de enseñar al cuerpo a defenderse de los microorganismos que lo invaden, como es el caso de las bacterias o virus.

Al recibir una vacuna en la sangre el cuerpo se expone a una mínima cantidad de virus o bacterias que han sido destruidos o debilitados, para que luego el sistema inmune aprenda a reconocer y atacar la infección cuando  se encuentre expuesto a ella en un futuro próximo. Es por esto que la persona nunca resultará infectada de esta enfermedad o tal vez lo hará, pero en un grado más leve.

Muchas personas piensan que las vacunas pueden no ser seguras y temen que puedan ser dañinas, sobre todo en los niños, no obstante son muy necesarias porque luego de las primeras semanas del nacimiento del bebé, tienen  protección contra los microbios que les causan enfermedades -la que es transmitida desde la madre a través de la placenta dentro del vientre- pero luego de un tiempo esa protección natural desaparece, dejando a los niños completamente indefensos.

A lo largo de la historia, las vacunas han ayudado a proteger de múltiples enfermedades, que en tiempos antiguos  podían causar serias complicaciones, llevando a discapacidades de por vida, o la muerte, pero hoy al contar con las tecnologías adecuadas para desarrollar las vacunas ya son enfermedades simples y fáciles de combatir. Algunos ejemplos de esto son  el tétanos, paperas, sarampión, tos convulsiva, difteria, meningitis y poliomielitis.

¿Qué riesgos pueden tener?

Hay personas que tienen sistemas inmunológicos muy débiles, por lo que no es recomendable que reciban vacunas que contengan virus vivos poco debilitados,  como la de la rubéola, sarampión, paperas o la varicela. Sin embargo a menos que el sistema inmune de una persona se debilite, es muy improbable que la vacuna de produzca una infección.

Estas vacunas pueden ser perjudiciales para una mujer embarazada y especialmente para el bebé, es por ello que un doctor debe recomendarle el momento adecuado para poder recibirlas.