Archivo de la etiqueta: obstetricia

Mujeres: todo lo que ocurre en tu cuerpo durante el parto

Un momento especial, de mucha ansiedad, angustia, espera, incomodidad y finalmente felicidad. Todas estas y mil emociones más se entremezclan en el momento de un nacimiento, sin duda un acontecimiento importante por el bebé que viene a la vida. ¿Pero te has preguntado qué ocurre en el cuerpo de la mujer durante el parto?

10Durante las horas previas
Antes que todo el trabajo de parto y la consiguiente ida al hospital, los especialistas en obstetricia concuerdan en que el primer síntoma en el cual fijarse son las contracciones. Éstas se definen como un dolor que recorre el cuerpo desde arriba hacia abajo y de atrás hacia adelante, en un espasmo parecido a un cólico abdominal.

¿Cómo reconocer cuando la labor de parto ha comenzado? Los médicos indican que hay que observar la frecuencia: cuando ya se han presentado tres en un lapso de diez minutos, con una duración de entre cuarenta y cincuenta segundos, todo esto durante más de dos horas, es señal inequívoca de que comenzó el trabajo de parto.

La labor de parto
Es el momento cercano al nacimiento. Un proceso que involucra tres fases antes de que la madre dé a luz: dilatación, expulsión y alumbramiento. Todo esto puede llegar a tener una duración de entre seis a catorce horas en las mujeres que son madres por primera vez. En aquellos casos en que ya se han tenido hijos, la duración del parto puede llegar a las ocho horas.

La dilatación es la primera parte de este proceso, y consiste en el ensanchamiento del cuello uterino que ocurre para que el bebé tenga espacio para salir del vientre. La dilatación debe llegar a los 10 cm.

La fase de expulsión ocurre cuando la dilatación alcanza la medida adecuada. En este momento el equipo médico debe evaluar la posibilidad de requerir una episiotomía, un procedimiento poco recurrente que consiste en una incisión en el perineo para evitar un desgarre de la abertura vaginal durante el parto.

Finalmente el alumbramiento es la fase de término, que ocurre entre los 15 y 30 minutos inmediatamente después de nacido el bebé. La mujer podría seguir experimentando contracciones débiles, mientras el equipo médico debe verificar si sus condiciones son normales.

Cómo el big data ayuda a los obstetras en el manejo de los partos

50El embarazo es uno de los periodos más especiales y complejos para la mujer, y el nacimiento del nuevo bebé es también todo un desafío para los equipos de obstetricia, ya que deben velar por entregar las mejores condiciones de tratamiento para las pacientes.

En ocasiones, luego de que el trabajo de parto da comienzo al inminente momento de la vida, esperar demasiado tiempo a que el bebé nazca de manera natural puede reportar serias complicaciones de salud, por lo que los obstetras deben decidir entre realizar una inducción al parto o bien la ejecución de una cesárea.

Este difícil escenario está entrecruzado por una serie de variables y condiciones que el médico debe ser capaz de leer y analizar para decidir qué es mejor para la madre y el nuevo recién nacido. El problema es que hasta hoy no existe un sistema que permita a la obstetricia contar con un sistema de análisis predictivo que se base en la información recogida de la paciente. De ahí es que los expertos en medicina han enfocado sus esfuerzos en investigar qué posibilidades puede entregar la tecnología, y puntual mente el big data, en el tratamiento de este tipo de situaciones durante el parto.

El futuro de la medicina a través de los datos
La aplicación de técnicas de big data en la medicina, que ayuden a realizar un diagnóstico adecuado entre cesárea e inducción de parte es el origen del proyecto INDUCESS (INDUCtion y sucCESS), un modelo predictivo que se encuentra en desarrollo por parte del Instituto de Ingeniería del Conocimiento en España. Este trabajo consiguió desarrollar un sistema basado en el análisis de datos, con los que se explora y modela una fuente de información clínica desestructurada.

Este modelo funciona en base a un conjunto de datos anonimizado de dominio real para luego extraer información de valor a partir de las bases de datos clínicas. Esto entrega la oportunidad al obstetra de visualizar la información almacenada en la historia clínica electrónica de cada paciente, lo que finalmente decanta en una recomendación sobre realizar una inducción, ejecutar una cesárea o seguir esperando el parto natural.