Cómo tener un embarazo saludable

Rate this post

embarazo_saludableCuando se está en estado de embarazo es necesario que exista un equilibrio entre la mente y el cuerpo, no obstante la mayoría de las mujeres tienden a preocuparse solo por la salud física, cuando también deben estar mentalmente tranquilas, felices y preparadas para los cambios a los que se enfrentarán, y de esta manera poder recibir de manera más óptima a su bebé.

Si eres una madre primeriza, o estás pensando en tener un hijo debes seguir leyendo porque a continuación te daremos una serie de consejos para que lo hagas de la mejor manera.

Algunas recomendaciones

- En primer lugar debes llevar una dieta variada y equilibrada, que contenga alimentos ricos en nutrientes y vitaminas como ácido fólico, hierro, calcio y yodo, pero no en grasas. La dieta ha de ser variada a base de verduras, frutas, cereales, lácteos y legumbres; así como también añadir el aporte diario de proteínas de carne y pescado.
- La hidratación también es importante, por lo que debes beber abundante agua y leche que aporte calcio. Además debes tomar jugos naturales no azucarados, dejando de lado el café y las bebidas alcohólicas.

-La actividad física es esencial para adquirir  bienestar durante este estado, además ayudará a  una ganancia de peso ideal. Para ello es fundamental realizar ejercicio físico como la natación, el yoga, caminar o pilates.
Asimismo mediante la realización de un ejercicio moderado y constante podrás mejorar tu condición cardiovascular y muscular, lo que favorece la corrección postural.

-El gran aumento de peso y volumen que se experimenta durante el embarazo, obliga a que también debas preocuparte por adquirir nueva ropa y zapatos, pues ayudará a que la sangre circule mejor, a evitar forzar los movimientos y por sobre todo a que la piel se mantenga sana.

Gracias a los métodos mencionados anteriormente, podrás tener una mejor condición física en general, y lo más importante es que podrás enfrentarte al trabajo parto con menos riesgos.

Cómo recuperar el peso del embarazo de forma saludable

Los primeros días tras haber dado a luz no es recomendable realizar alguna dieta para perder peso por el desgaste físico y exigencias nutricionales que conlleva amamantar al bebé recién nacido. Luego de los primeros meses, los especialistas indican que puedes sin ningún problema buscar llegar a la talla ideal.

Como todo régimen para bajar de peso, alimentación y rutinas de ejercicios son importantes. Considera no saltar ninguna comida, equilibrando frutas, verduras, cereales, proteínas sin exceso de grasas, buscando mayores aportes de minerales, vitaminas y energía, pero sin tanto aporte calórico.

Es importante tener paciencia, ya que puede ser que el proceso sea más lento, y lo debes contrarrestar con los cuidados del bebé. Pese a ello, seguirla conscientemente ayudará a mejorar el aspecto físico y mental, logrando un mejor aspecto de la piel y estrías, mientras que aumentas tus defensas.