Aprenda qué se investiga en un análisis de sangre

Rate this post

análisis_sangreTodas las personas se han realizado un examen de sangre alguna vez en la vida, pero alguna vez se ha preguntado ¿qué se analiza de la sangre?, pues bien la sangre tiene dos elementos principales compuestos por el líquido o plasma y las células que están compuestas por los glóbulos blancos (llamados leococitos), los glóbulos rojos (hematíes) y las plaquetas.

Los hemogramas y su función

Uno de los análisis más comunes son los hemogramas, que tiene como objetivo hacer un recuento de los distintos tipos de células contenidas en la sangre como lo son:

-Los hematíes son las células encargadas de transportar el oxígeno a los tejidos y de limpiarlos de anhídrico carbónico gracias a la hemoglobina. Al realizar un examen a estas células se puede determinar la cantidad de hemoglobina en la sangre y el número de hematíes. Un ejemplo claro de esto es que una persona que padece anemia, tendrá niveles más bajos de hemoglobina y según el tamaño se pueden diferenciar distintos tipos de esta enfermedad.

-El hematocrito, que mide el porcentaje de volumen que ocupan los glóbulos rojos con respecto al volumen total sanguíneo. Por ejemplo al tener bajos niveles de hematocrito, se genera anemia; y al contrario si se tienen altos niveles se producen deshidrataciones a causa de un deficiente consumo o a la pérdida de agua causada por alguna cirugía, quemaduras o diarreas.

-El análisis del color de los glóbulos rojos sirve porque al percibirlos pálidos, se puede diagnosticar anemia por falta de hierro, y a su vez la forma puede indicar una anemia falciforme o perniciosa.

-Algunas veces se añaden colorantes a las extensiones de sangre para detectar bacterias o parásitos en casos de pacientes que sufren de la enfermedad del sueño o malaria.

-Los glóbulos blancos son las células que nos defienden de las infecciones y al realizar un estudio de ellos se puede determinar si su cantidad se ha elevado y determinar infecciones bacterianas, hemorragias y  quemaduras.  Si la cantidad normal ha disminuido, se debe a la presencia de enfermedades autoinmunes o infecciones víricas.

-Las plaquetas son células pequeñas que se agrupan en los vasos sanguíneos que han sufrido un daño y son las responsables de la coagulación en la sangre. Es por esto que al tener bajos niveles se tienen riesgos de sufrir hemorragias, y sus principales causas son padecer enfermedades donde el organismo produzca anticuerpos contra sus plaquetas, como por ejemplo leucemia o en el caso de enfrentarse a quimioterapia. Y al tener altos niveles hace que una persona tenga tendencia a formar coágulos.