¿Para qué se realiza la cirugía bariátrica?

La cirugía bariátrica es como comúnmente se denomina a una serie de procedimientos quirúrgicos en medicina, que son utilizados para el tratamiento de la obesidad. Ésta es una alternativa válida para aquellos casos en que el paciente no ha logrado reducir su peso hasta niveles saludables por medios de métodos no quirúrgicos.

8Este procedimiento se centra en la búsqueda por disminuir el aporte energético al que tiene acceso el cliente, donde existe un desequilibrio que está generando la formación de grasa corporal. A su vez, la cirugía bariátrica pretende que se estimule en el cuerpo el consumo de los depósitos de grasa que ya se encuentran acumuladas.

En este proceso son dos las vías que se toman: restringir o disminuir de manera física la cantidad de alimento ingerido, por medio de la regulación del consumo de comida y el apetito; y en segundo lugar, modificando la forma en cómo el organismo absorbe los nutrientes.

El objetivo de las cirugías bariátricas es reducir las posibilidades de muerte asociadas a la condición de obesidad del paciente, disminuir la comorbilidad asociada y, lo más importante, mejorar la calidad de vida de quienes se encuentran en ese estado.

Indicaciones de la cirugía bariátrica
La indicación de este tratamiento es primordial para los pacientes de obesidad que han seguido anteriormente un tratamiento médico en el que se consideren dietas, ejercicios, medicamentos y tratamiento psicológico, y que no ha dado resultado para que la persona disminuya su masa corporal.

Las publicaciones médicas al respecto reafirman la evidencia de que la única posibilidad de tratamiento para la obesidad mórbida es la cirugía bariátrica, esto siempre y cuando el tratamiento sea implementado por un equipo médico competente.

Las contraindicaciones existentes están dirigidas a los pacientes menores de 13 años y mayores de 65 años, aquellos que presenten alto riesgo anestésico con problemas respiratorios y aquellos que padecen obesidad de origen congénito.